Noventa minutos llenos de sexo. Distintas situaciones donde lo más importante es llegar al orgasmo. No obstante, cualquier método es bueno para conseguirlo.